Ojalá no tuviera que existir el Día de la Mujer

Crónicas

Hoy toca un post reivindicativo. Es 8 de marzo, Día de la mujer (trabajadora) y ayer escuchaba en la tele decir a una colaboradora de un programa de actualidad que el nombre es redundante en sí mismo. Es la verdad. Las mujeres movemos el mundo, igual o más que los hombres pero aún seguimos celebrando un día que necesita recordarlo.

Preparando esta entrada leí algunos datos curiosos:

  • En España el 60% de los universitarios son mujeres pero en las empresas solo ocupamos el 26% de los puestos directivos.
  • Las mujeres alcanzan mayores puestos de responsabilidad en países/continentes/áreas en vías de desarrollo como India, África o el Sureste Asiático.
  • En la Unión Europea las mujeres cobran el 37% menos que los hombres.
  • Las empresas con mujeres directivas son más innovadoras.

Es bastante desalentador el panorama que nos augura, especialmente porque aunque a la sociedad se le llena la boca diciendo que todos somos feministas y que la inserción de las mujeres en el mundo laboral es lo mejor que puede haber pasado, en la realidad, en el trabajo la cosa cambia.

Seguimos siendo invisibles, discriminadas por ser demasiado jóvenes, demasiado fértiles o demasiado viejas y, aunque muchos de los jefes que he tenido opinan que nosotras somos más detallistas al realizar las tareas; a quién acaban ascendiendo, quien tiene peso en las reuniones, el criterio que cuenta es el de los compañeros hombres.

Obviamente hay muchos tipos de realidades y mi experiencia no es la verdad absoluta pero reconozco que solo me he sentido 100% libre y valorada en una empresa en la que trabajé cuyo 80% de la plantillas eramos chicas. De los pocos chicos que había, los de cierta edad intentaban “dominar el gallinero”, afortudamente los jóvenes se integraban de forma normal e igualitaria lo que indica que poco a poco algo va cambiando.

Ellos tienen sus penes, nosotras nuestros ovarios y nuestras agujas. Sigamos cambiando el mundo hacia una sociedad que no distinga entre órganos sexuales, solo entre talento natural.

PD: me gusta dibujar y aunque lo hago fatal me parecía que la ocasión lo merecía así que confieso que la ilustración de la portada es culpa mía.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s