Por qué me duele la espalda cuando tejo

Lifestyle

Hace poco que he vuelto al vicio de tejer. Lo llamo vicio porque siempre empiezo por unas cuantas vueltas inocentes que no hacen daño a nadie y, cuando quiero darme cuenta, llevo horas sentada en la misma postura incómoda. Casi siempre el resultado es el mismo, dolor en las cervicales y espalda contraída.

Me pasa especialmente al tejer con aguja circular. Con el tiempo siento un pinchazo en la mitad de la espalda que me obliga a parar. Luego, al acostarme y tumbarme boca arriba, no puedo parar de dolor y tengo que ponerme de lado. A veces asusta un poco. ¿Será el punto un deporte de riesgo? ¿Terminaré con chepa?

Algunas tejedoras y ganchilleras pro recomiendan poner una almohada bajo los pies para levantar las piernas o sentarse contra un respaldo firme colocando un cojín en la zona lumbar. También relajar los hombros, flexionar los brazos… en fin, me recuerda a mi primera clase de pilates.

Yo reconozco que, tanto frente al ordenador como dando un paseo, mi postura corporal no es la mejor del mundo, pero últimamente noto más molestias de las habituales. Por eso, he decidido buscar algunos ejercicios que sirvan para estirar la espalda y evitar posibles lesiones graves.

En primer lugar, he encontrado un post de estiramientos para ganchillear toda la vida de una craft con novio fisio que da muy buenos consejos. Enseñan a estirar dedos, muñeca, antebrazo, pulgar, pectoral, cuello, columna… Un post muy completo con fotos y con respuestas profesionales a dudas de otros usuarios.

En Youtube, esa fuente inagotable de sabiduría casera, he visto un vídeo sobre cómo aliviar el dolor cervical con 3 estiramientos que está bastante bien explicado y otro sobre cómo aliviar el dolor lumbar. La calidad de los vídeos es regular pero se ven genial los movimientos, que es lo importante.

También esta semana ví por casualidad un artículo en El País sobre las dos únicas posturas de yoga que deberías conocer, especialmente la referida a la forma de sentarse. Se supone que si te sientas cruzando las piernas en el suelo con la espalda recta respetando la alineación natural de tu columna durante 20 minutos al día, corregirás las malas posturas y tensiones acumuladas.

En conclusión, creo que los cojines y ser consciente de las malas posturas ayuda, pero los ejercicios, aunque cuesten, son a la larga, más beneficiosos. Los empezaré a hacer de forma periódica o acabaré hecha un ocho. ¡Nooooo!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s